Gentes de aquí ...

  BAEZA, Pedro. Médico de la Villa de Sanlúcar de Barrameda. M. Siglo XVI.

 

 

 

Pedro de Baeza gozaba en el siglo XVI de uno de los oficios más fructíferos de los que se podía ejercer por aquella época. Aunque estuvo sometido, al igual que los barberos y los físicos, como por otra parte era lógico, a tener que enseñar “la carta” para ejercer su cargo, y esto por disposición del Cabildo de la villa (1522), estaba exento  de tener que pagar “pecho” o tributo y a más disfrutaba de su sueldo particular, así como del estipendio anual que recibía de la Casa Ducal.

 

Moreno Ollero  dice de los médicos en general: "disponían, por merced de los duques, de un salario anual de 3.000 mrs. a deducir de los propios del concejo. En 1525, el doctor Góngora y el cirujano Maestre Juan, recibieron del duque diez ducados de oro por curar a su hijo Juan Claros. En el ejercicio de su oficio estos profesionales de la medicina contaron con la competencia de los barberos y de los físicos. Sin embargo, estos últimos, si querían ejercer como curanderos, debían presentar y mostrar al cabildo la “carta de examinación” y el “estuche” que les capacitaba para entender en la cura de enfermedades”.


Desde el 1 hasta el 1 de un total de 1
1